Dibujamos el perfil que necesitas

El principal activo de una empresa es su plantilla, y todas aquellas que pretendan construir una organización cohesionada, fuerte y eficaz, preparada y motivada para intervenir con eficiencia en un entorno cada vez más competitivo y en permanente evolución, deberán invertir los recursos necesarios para incorporar el talento adecuado.

Para empezar con la selección debemos saber qué necesitamos y para qué lo necesitamos. El análisis debe de realizarse siempre desde una perspectiva global:

  • Encuadrar el puesto en la organización
  • Centrar las aptitudes y actitudes
  • Establecer los criterios de selección
  • Fijar las condiciones laborales